Decidir que comer en el trabajo, influye en el modo de afrontar las tareas y en el rendimiento laboral diario.

¿Sabes qué comer en el Trabajo?

Si te notas sin fuerza, y poco motivado, puede que en el tipo de comida que ingieres cada día, este la solución.

El tipo de alimentación condiciona el desarrollo físico, mental, el rendimiento y la productividad.

Por ello es muy importante saber que comer en el trabajo, y adecuarlo a la actividad profesional que realizamos.

Hay alimentos que suplen la perdida de calorías, la deshidratación, o incluso que mejoran el sistema nervioso.

alimentos y productividad

ALIMENTOS QUE AFECTAN A LA PRODUCTIVIDAD

Consumir a diario los mismos alimentos, excluyendo aquellos indispensables para una salud adecuada, puede provocar síntomas como:

Fatiga.

Pérdida de reflejos.

Falta de interés.

Irritabilidad.

Nuestra salud física y mental esta condicionada por una mala calidad del sueño, estrés laboral, problemas personales y también por el tipo de comida.

Existen factores relacionados con la elección de comida diaria, que influye directamente en nuestro rendimiento.

1.- DIETAS HIPERCALÓRICAS

La comida con exceso de calorías puede suponer un riesgo de padecer sobrepeso, y aumenta la fatiga.

2.- DIETAS HIPOCALÓRICAS

Una alimentación basada en una reducción de calorías, reduce la energía y la capacidad de concentración.

3.- DIETAS POCO AJUSTADAS

Eliminar de tu dieta ingredientes necesarios para una alimentación sana, puede provocar sensación de cansancio y fatiga.

4.- DIETAS REDUCIDAS

Se recomienda realizar 5 comidas al día para una vida sana. Aumentar o reducir la cantidad perjudica nuestro rendimiento laboral.

5.- DIETAS COPIOSAS

Si las comidas que realizamos son muy abundantes, aumentará la somnolencia, y su digestión pesada afecta a la ejecución del trabajo.

alimentación en el trabajo

TIPO DE ALIMENTACIÓN SEGÚN DÓNDE TRABAJES

TRABAJO ACTIVO

Se considera trabajo activo, el que desarrollan todas aquellas personas que sufren un desgaste físico importante.

Para la realización de este tipo de trabajos, es importante consumir alimentos hipercalóricos, que cubran las demandas de energía.

Se acepta en este caso una asimilación de hidratos de carbono como pasta con una asiduidad semanal media-alta.

Y no hay que olvidar que si el trabajo se realiza al aire libre, es importante mantenerse hidratado en todo momento.

Alimentos recomendados: Pasta, verduras, chocolate, café, agua.

TRABAJO PASIVO

Este tipo de trabajo, se refieren a aquellos en los que se permanece sentado la mayor parte de la jornada laboral.

Si la mayor parte del día lo pasas sentado, la dieta debe ser baja en calorías pero garantizando una alimentación sana y variada.

Este tipo de alimentos deben ser además saciantes, para evitar ingerir las llamadas “calorías vacías”.

Alimentos recomendados: Ensalada, fruta, yogur sin lactosa.

TRABAJO A TURNOS

Los trabajos relacionados con la sanidad, vigilancia, servicios públicos… disponen de horarios divididos en turnos (mañana/tarde/noche).

Dependiendo de en que turno trabajes, y cual es la tarea a desempeñar, deberás adaptar tu alimentación.

La comida previa al turno de trabajo, debe tener un alto valor energético, pero sin ser pesada para no producir cansancio.

Durante la jornada laboral es importante vigilar “lo que se pica para evitar la comida industrial y elegir alimentos saludables.

No obstante dependiendo de si el tipo de trabajo a desempeñar es “activo” o “pasivo”, los alimentos serán más o menos calóricos.

Alimentos recomendados: Frutos secos, sándwiches, yogur, leche, café.

TRABAJO VIAJANDO

Si debido a tu puesto de trabajo tienes que viajar a menudo, es probable que tengas digestiones pesadas y estreñimiento.

Además los problemas relacionados con el jet lag y la falta de tiempo para practicar deporte pueden incrementar los problemas de salud.

Intenta siempre buscar alimentos integrales y fruta fresca, para ayudar al transito digestivo.

Es importante añadir, que las cenas deben ser más ligeras que las comidas para facilitar e inducir el sueño.

Alimentos recomendados: Fruta, comida integral, agua, té.

♥¡Come Sano!♥